Dicen que el cuerpo es como el armario donde se guarda el alma. Está bien. Sin embrago, a veces, el alma es tan grande que el cuerpo, como grano de anís, se guarda en el alma.

Cuerpo, , , Ir a frase

La inteligencia es como una flecha: una vez que se aleja del arco, ya no la gobierna nadie. Su vuelo depende de tu fuerza, pero también del viento y, ¿por qué no decirlo?, del destino que camina detrás de ella.

Inteligencia, , , Ir a frase

Nunca tengas miedo de tus lágrimas. Ningún cobarde llora. Solo los hombres lloran. Además, hijo, las lágrimas siempre caen de rodillas.

Lágrimas, , , Ir a frase

En la fe el espíritu descansa; en la razón vive; en el amor goza; sólo en el dolor adquiere conciencia.

Espíritu, , , Ir a frase